AFP Anécdotas y datos curiosos de los 18 Mundiales - Pasto - PastoRumba.com
logo pasto rumba
banerdiwebcol.jpg
E-mail Imprimir PDF

AFP Anécdotas y datos curiosos de los 18 Mundiales

Anécdotas y datos curiosos de las 18 ediciones mundialistas, antes del arranque de la Copa del Mundo de Sudáfrica-2010, que se disputa del 11 de junio al 11 de julio. Italia-1990: En el país del fútbol táctico, se dio la menor cantidad de promedio de goles de la historia, con apenas 2,21 por partido.

El italiano Walter Zenga estableció el récord de imbatibilidad en los Mundiales con 517 minutos (casi 6 partidos) sin sufrir tantos, hasta que el argentino Claudio Caniggia le marcó de cabeza, en duelo de semifinales que terminó conquistando la albiceleste por penaltis.

El defensa argentino Pedro Damián Monzón fue el primer jugador expulsado en una final, que ganó Alemania 1-0 en la revancha del duelo por el título de 1986.

Estados Unidos-1994: La leyenda argentina Diego Maradona dio positivo en el control antidopaje posterior al Argentina-Grecia (4-0). "Me cortaron las piernas", dijo el ídolo albiceleste, consternando a todo un país.

Aunque más trágico fue el final del colombiano Andrés Escobar, quien fue asesinado en su país a poco de llegar del Mundial por un hombre que le achacó haber marcado un gol en contra frente a Estados Unidos.

En el Rusia-Camerún de primera ronda, los rusos golean 6-1 con 5 dianas del atacante Oleg Salenko (récord de la historia de los Mundiales), aunque los ex soviéticos tuvieron que volverse en primera ronda.

Se registra la primera expulsión de un portero: el italiano Gianluca Pagliuca, frente a Noruega, mientras que el boliviano Marco Antonio Etcheverry entra en los libros por ser el sustituto que vio la roja más rápido, apenas 3 minutos después de ingresar en el duelo apertura del Mundial ante Alemania.

Asimismo, el camerunés Rigobert Song lo acompaña en esa lista negra como el jugador más joven en ser echado, con 17 años y 358 días, al ver la roja ante Brasil. Cuatro años más tarde, repitió expulsión contra Chile, siendo un caso único.

Francia-1998: El alemán Lothar Matthaus disputó su última Copa del Mundo, estableciendo el récord de 25 presencias, en un total de 5 Mundiales.

El danés Ebbe Sand reemplazó a su compañero Peter Moller y a los 16 segundos de estar en el campo de juego anotó la primera pelota que tocó frente a Nigeria (victoria 4-1).

En el Francia-Paraguay de octavos se activó por primera vez el 'gol de oro', anotado por el francés Laurent Blanc en el minuto 113, para batir a José Luis Chilavert y meter a los 'Bleus' en cuartos de final.

Corea del Sur/Japón-2002: Se registra el gol más rápido de la historia de los Mundiales, cuando el turco Hakan Sükür marca ante Corea del Sur a los 11 segundos de juego, en un duelo que ganaron los otomanos por 3-2.

Bora Milutinovic se establece como el técnico que más Mundiales ha dirigido, al protagonizar su quinta presentación al frente de China. Antes lo hizo con México, Costa Rica, Estados Unidos y Nigeria

El brasileño Cafú es el único jugador que estuvo en el campo de juego en tres finales mundialistas (1994, 1998, 2002).

Alemania-2006: El sueco Markus Allback anota el gol número 2.000 en la historia del Mundial, frente a Inglaterra (2-2).

Suiza se marcha del Mundial sin siquiera haber recibido un gol en contra en cuatro partidos, pero Ucrania lo eliminó en octavos por penaltis tras un aburrido 0-0.

Leo Messi, señalado como sucesor de Maradona, anota frente a Serbia y Montenegro (6-0) con 18 años y 357 días, convirtiéndose en el quinto goleador más joven.

El brasileño Luiz Felipe Scolari, al frente de Portugal, sumó 11 victorias consecutivas y 12 partidos sin conocer la derrota, teniendo en cuenta los 7 que había ganado en la consagración de Brasil en 2002.

Precisamente Brasil marcó otro récord: 11 victorias seguidas en Copa del Mundo, hasta que la Francia de Zinedine Zidane lo echó en cuartos (1-0). Antes, Ronaldo se erigió como el máximo artillero de la historia de los Mundiales, con 15 dianas, superando al alemán Gerard Muller.

El árbitro argentino Horacio Elizondo es el primero en dirigir el partido inaugural y la final, sumando cinco encuentros en total a lo largo de todo el torneo, algo que había logrado días antes el mexicano Benito Archundia, el primero en hacerlo en una misma Copa.

Portugal-Holanda quedó en la historia como la 'Batalla de Nuremberg', saldada con un total de 16 tarjetas amarillas y cuatro rojas, que sacó el ruso Valentin Ivanov y terminó dirigiendo el partido más violento de todos los tiempos.

El España-Francia de octavos de final fue el partido 700º de la historia de la Copa del Mundo.

Pico y Placa Pasto 2017