Imprimir

INDIGNADA CON SU ESPOSO, LE QUEMÓ 400 CELULARES

 Su matrimonio venía en picada. Él se cansó y la dejó. Ella, indignada, le prendió fuego a más de 400 celulares. Ahora está presa. La pareja poseía un exitoso negocio de venta de celulares en Weifang, China. Sin embargo, su matrimonio seguía por otros carriles no tan felices. Él se cansó y el 3 de marzo la abandonó, generando una ira incontenible.
La señora Wang, de 37 años, no logró contener su descontento y fue hasta el local, prendió fuego todo el stock de teléfonos móviles (valuados en más de 35 mil dólares) y se fue.

Los vecinos, que prontamente detectaron el humo, llamaron a los bomberos, que nada pudieron hacer.

Actualmente, según informa la agencia de noticias china Xinhua, la mujer fue arrestada y permanece incomunicada.