Imprimir

El maquillador de la película 'El amor en los tiempos del cólera' es el mismo de la serie CSI

Matthew Mungle fue además el ganador de un Oscar por su trabajo en la película 'Drácula'. Desde los estudios Universal habló sobre su oficio.
Inclinado sobre un cuerpo medio desnudo, Matthew Mungle inspecciona con satisfacción una incisión sangrienta que atraviesa un torso despedazado. "No está nada mal", dice. Mungle es el maquillador de la serie de TV CSI. El cuerpo despedazado se levanta, se pone una bata y empieza a caminar por los estudios Universal, en Los Ángeles donde ruedan la serie. "Otro cliente satisfecho", se regocija Mungle. Desde hace tres años, el artista trabaja para CSI, su último trabajo en una carrera que suma más de 100 películas y serie de TV. Como una extraña paradoja, Mungle no soporta ver la sangre, lo cual hace que sus investigaciones previas sean un verdadero sufrimiento, pues para llegar a un arte final lo más parecido a la realidad debe estudiar minuciosamente fotos de crímenes reales que están en manos de la Policía. "Me estremezco mucho -confesó Mungle a la AFP-. Sólo puedo mirar algunas fotos durante unos cinco minutos, luego tengo que cerrar el libro. Eso que unos seres humanos les hacen a otros es horrible. Lo mio es solo maquillaje y látex". De algunas de sus obras más sangrientas y descuartizadoras guarda lindos recuerdos. "Una vez tuvimos que maquillar a un tipo que se había disparado a la cabeza y al abdomen. Tuve que hacer cuatro cuerpos distintos: uno justo después del disparo, otro con el cadáver rígido, luego uno inflado y el cuarto, el cuerpo en descomposición. El resultado fue magnífico". Encantado desde niño por las películas de terror como Frankenstein o El fantasma de la ópera, Mungle siempre soñó con ser maquillador, un oficio al que le pone toda su energía desde hace 28 años. Trabajar en los estudios Universal, donde fueron realizados algunos de los grandes clásicos de terror de Hollywood, era un sueño particularmente especial para él. "Me da escalofrío cada vez que pienso en todas las películas extraordinarias que se hicieron aquí", confiesa. El arte en su oficio fue recompensado con un Oscar por Drácula, de Francis Ford Coppola, en 1992, por la forma cómo dejó físicamente al actor Gary Oldman. "Nos tomaba casi cuatro horas preparar a Gary en las escenas en las cuales se convertía en Drácula en su castillo -recuerda el maquillador-. Gary es un actor sorprendente, pero ver cómo se convertía en Drácula frente a nuestros ojos era insólito". También puso su impronta en la La lista de Schindler, de Steven Spielberg, en Asesinos por naturaleza, de Oliver Stone, y fue el encargado de 'embarazar' a Arnold Schwarzenegger en la comedia Junior. Para el cine, en la actualidad, está trabajando en la adaptación cinematográfica de El amor en los tiempos del cólera, de Gabriel García Márquez, que protagonizan el español Javier Bardem y la italiana Giovanna Mezzogiorno. La cinta se está rodando en Cartagena. Cortesia El Tiempo. AFP