Imprimir

Otros consejos sexuales para hombres

Si te gusta sorprender a tu pareja, si abominas de la rutina, si quieres poner en énfasis que falta a tu vida sexual… en este artículo te damos las claves para lograr que nunca te falle la química entre las sábanas.

Rozar a tu pareja muy suavemente

La brusquedad y las prisas a veces no dejan a nuestra pareja disfrutar del acto sexual como quisiera. Si quieres sorprenderla, roza su piel muy suavemente con tus dedos, muy despacio. Incide en puntos como los pezones, los antebrazos, la parte interna de la rodilla y los muslos, el cuello, el ombligo, la columna vertebral y las nalgas.

La caricia ha de ser muy leve, como si no quisieras tocarla: apenas un roce que sienta como el inicio de un juego muy erótico.

Sorpresas y adrenalina

El tópico generalizado de que las mujeres no piensan en elsexoes compartido por la mayoría de los hombres. No obstante, esto no se cumple, y ella tiene las mismas tentaciones que tú. Si a ello le unes la rutina de la relación, puede acabar en ruptura.

Para evitar este punto y azuzar el erotismo en la pareja, combina la sorpresa y la adrenalina que supone hacer el amor sin aviso previo. Puedes optar por una opción menos arriesgada, como invitarla a comer y llevarla a un hotel para hacer el amor durante toda la tarde, o buscar lugares más complicados (un ascensor, su trabajo, etc.). Eso sí, asegúrate que nadie puede veros.