Cuba libera Internet - Pasto - PastoRumba.com
logo pasto rumba
banerdiwebcol.jpg
E-mail Imprimir PDF

Cuba libera Internet

 El régimen cubano ha decidido legalizar el libre acceso a la Red para toda la población de la isla. Hasta ahora, Internet sólo estaba disponible para organizaciones, entidades, empresas y pequeños grupos muy selectos como científicos o intelectuales. No está todo hecho porque aún falta hacer barata la conexión pero al menos la puerta legal ya está abierta. A partir de hoy se puede decir que Cuba es un poco más libre.

Parece increíble que en el siglo 21 aún existan países donde el acceso a Internet esté prohibido. Sin embargo, esta noticia hace llegar al mundo lo que algunos ni se imaginaban: que Cuba era uno de ellos. Efectivamente, el régimen castrista mantenía la negativa a permitir el uso libre de la Red por parte de sus ciudadanos. Sólo dejaban acceder a un grupo muy reducido de unas 100.000 personas, entre los que se contaban intelectuales, científicos y algunas organizaciones, empresas y entidades concretas. Hace poco las autoridades cubanas decretaban una medida inicial que consistía en autorizar a los ciudadanos que accedieran a la Red desde los cibercafés de los hoteles.

Sin embargo, esta medida carecía de fuerza efectiva y no ha sido hasta ahora que el gobierno ha decidido hacerla firme mediante una resolución firmada por el Comandante de la Revolución Ramiro Valdés, Ministro de la Informática y las Comunicaciones. En este documento oficial, se nombra a la Empresa de Correos de Cuba, como Proveedor de Servicios de Acceso a Internet al Público, los cuales deberá prestar a personas naturales en el territorio nacional a través de sus áreas de Internet. En las oficinas de correos se creará una sala de ordenadores donde los cubanos podrán disfrutar de una conexión libre para que naveguen sin restricciones. En principio se habilitará una sala por municipio, pero con posibilidades de ampliarse si fuera necesario.

De todos modos, Cuba no tiene infraestructura para soportar una red general domiciliaria. Según las autoridades del régimen, Estados Unidos no permite a sus empresas que negocien unas tarifas aceptables y tampoco dejan que le cable submarino funcione, con lo cuál, el ancho de banda deben obtenerlo de los satélites. El resultado de estos obstáculos viene en unos precios altísimos y una imposibilidad real de disponer de Internet en casa. Una tarjeta de una hora cuesta en un hotel 7 $ y el acceso pleno desde el domicilio vale 150 $ mensuales, es decir, casi 10 veces el sueldo medio de un cubano. Esto parece que cambiará gracias a la buena disposición de Barak Obama, que ha autorizado a las empresas a negociar con La Habana y además, el próximo año quedará listo el cable telefónico entre Venezuela y Cuba. (fuente www.neoteo.com)

Pico y Placa Pasto 2017